EnClavedeVerso LeTRAS

El síndrome de Benito Floro

La derrota siempre ha sido más poética que la victoria. La poesía es, quiza, la mítica del fracaso. Quizá por eso estos días, con los focos puestos en los resultados de LaLiga y las primarias del PSOE los periódicos se han llenado con los fantasmas de la derrota. Los niños del 92 tenemos pesadillas con porteros con gorra y delanteros sin pelo. Los goles del Tenerife en aquellas ligas han vuelto esta semana como si fueran ayer. Veinte años no es nada, qué febril la mirada.  Las primarias de José Bono. La cara de Almunia, el Comité Federal que hizo renunciar a Pedro Sánchez, la cara de Djukic después del penalti. Fantasmas.

Maneras de vivir y maneras de perder. Siempre me ha gustado fijarme en la cara del perdedor. Hay algo en la cara de la derrota que revela misterios de la personalidad que con esmero y redes sociales construimos. Mostrar el rostro públicamente con las emociones a flor de piel en este mundo encosertado es una delicia para los observadores. Ganar tampoco es fácil, pero asumir el fracaso suele ser más complicado. El Madrid había asumido el fracaso en las últimas décadas como un poeta: con vanidad y dejadez, a veces con melancolía, pero casi siempre con grandilocuencia. Parece que los chicos de este curso se han olvidado de la irregularidad de los genios y han barrido en las últimas jornadas ajenos a las malas noticias. El gol de Messi en el 93. El 2-0 en Calderón. Y sin dudas camino de Cardiff. Y el rostro feliz de Isco, el esforzado.

Algunos ni habían nacido cuando Benito Floro entrenaba al Real Madrid en la 92-93, la de la segunda liga perdida en Tenerife. Venía de haber ascendido al Albacete y haberlo llevado hasta las puertas de Europa. Llegó con la fortuna del esforzado, con los méritos de quien ha pisado mucha hierba para alcanzar la fama. Perdió una liga y ganó la copa, y fue destituido poco después de que el programa deportivo “El día después” emitiera la bronca a sus futbolistas en el descanso, acusándoles de falta de compromiso. El día que salió en su coche del Bernabeu, algunos socios se quedaron a aplaudirle. Se fue con la sonrisa amable del vencido.

floro

Pero este fin de semana de final de curso ha habido más emociones. Iba a dedicarle este artículo a Sergi Llull, del que un día os hablaré con calma. Es el emblema de lo que significa para mi eí el deporte. Esfuerzo, ilusión y valentía. Ha recibido el MVP de la Euroliga de baloncesto después de una dolorosa derrota el viernes contra el Fenerbahce. El estadio ardiendo de turcos y de jugadores más altos y más fuertes. Y Llull contra el mundo, mantiendo el orgullo hasta el último minuto de la derrota. Recogió el premio con una sonrisa triste. Con la sonrisa amable del vencido.

llull-euroliga-ko1h-620x349abc
Sergi Llull recogiendo el premio al mejor jugador de la Euroliga 2017. Foto acb.es

El rostro de Susana Díaz estaba forzado. Su cara de enfado matizada por la rueda de prensa dejaba las pulsiones de una sonrisa tensa. La sonrisa de quien no sabe actuar en momentos para los que no te has preparado mentalmente. La ganadora. Pensando en el día siguiente. En el día de la victoria. Las derrotas de los que se sienten ganadores suelen ser las más elocuentes. La maldad del personaje floreció en su lenguaje no verbal, pero también en sus palabras. Siguió hablando del PSOE como un ente abstracto, a la medida de su pensamiento. Tenemos que ser más PSOE que nunca. Me pongo a disposicion del PSOE. Secretario General electo. Y un coche oficial saliendo despavorido del garaje de Ferraz entre abucheos y caras largas.

No tengo muy claro si el nuevo rumbo será bueno o no para el futuro político. Pero lo que sí tengo claro es que yo prefiero a los perdedores amables. A los perdedores que cargan con la mala fortuna, no con la mala fe. A los perdedores aplaudidos. Quizá la poesía sea también eso: el aplauso de los perdedores. El síndrome de Benito Floro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s